Érase una vez…

Es mi segundo viernes como voluntaria en el hospital, y aunque la primera experiencia fue muy positiva, cuando abro la puerta del paciente siempre me acompaña el temor a lo desconocido. Hoy, la última paciente a la que queríamos alegrar con un poco de compañía y aliento ha sido muy inspiradora. Solo sabíamos que se […]